6 razones por las que debes cumplir con el RGPD

El Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) entró en vigor hace ya un par de años con el objetivo de crear una normativa adecuada para la era digital en la que vivimos. A menudo, implementar la normativa lleva a verdaderos quebraderos de cabeza. Aún así, es bueno hacer hincapié y tener en cuenta todos los beneficios que ello conlleva para las empresas. De esta manera, no solo se hará una mera aplicación del reglamento, sino que realmente se intentará poner en práctica de la mejor forma posible. Por eso, en este artículo te explicamos por qué tu empresa debe cumplir con el RGPD y cómo puede conseguirlo.

1. Fortaleces la seguridad y confianza de tus clientes

El RGPD es importante para conseguir una relación duradera con tus clientes basada en la confianza. La normativa asegura que los usuarios puedan decidir si quieren o no ser analizados, rastreados o recibir publicidad por parte de las empresas; es decir, garantiza el derecho a la autodeterminación informativa y publicitaria. De este modo, si cuentas con una normativa y aplicación de esta actualizada, estarás cumpliendo con tres principios básicos: licitud, lealtad y transparencia. Principios fuertemente exigidos por la sociedad de hoy en día.

2. Evitas sanciones muy elevadas

El incumplimiento del RGPD supone hacer frente a multas muy elevadas. De hecho, las sanciones pueden ser de hasta 20.000.000 euros o el 4% del volumen de negocio total anual del ejercicio financiero anterior, siendo elegida la opción de mayor cuantía. Además, aquella empresa que no cumple con la normativa también hace frente a escándalos morales y éticos, que incluso son más perjudiciales y conllevan riesgos de reputación graves. 

3. Te aseguras como proveedor

Las empresas hacen cada vez más una evaluación exhaustiva de los proveedores con los que van a trabajar. Esto se debe a que, en el caso de que un proveedor infrinja con la confidencialidad de datos personales, las organizaciones pueden verse afectadas (tanto por multas elevadas como por escándalos de ética). Así pues, ceñirse a la normativa también te asegurará como proveedor. 

4. Comprendes los datos y destruyes documentos ROT

Entre el 60% y el 80% de los datos que la mayor parte de las organizaciones pagan por almacenar son datos redundantes, obsoletos y tribales (también conocidos como ROT). Gracias a que el RGPD obliga a destruir datos innecesarios, también ayuda a ser más limpios y tener un mejor control sobre los datos que se procesan. 

5. Estás bien preparado frente a riesgos de brecha de seguridad y exposición de datos

Incluso hasta las empresas más seguras corren riesgos. Con una correcta aplicación del RGPD estarás preparado ante la posibilidad de brecha de seguridad y exposición de datos. Tu organización sabrá qué datos se están procesando, y contaréis con diferentes mecanismos de defensa ante este riesgo. Así, este tipo de problemas serán detectados de inmediato y minimizados lo antes posible.

6. Cumplir con leyes obsoletas, no significa cumplir

Ya no puedes basar tu política de privacidad en la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD) 15/1999. De hecho, en 2018 también se aprobó una nueva Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales (LOPDGDD) con el objetivo de concretar aspectos del RGPD y eliminar incompatibilidades con la antigua ley publicada en 1999. 

Transformar lo aburrido en aprendizaje dinámico y motivador

Después de recalcar que la aplicación del RGPD es obligatoria, y de analizar las ventajas que proporciona a todas las empresas y administraciones públicas pertenecientes a la UE, ¿cómo puede ser que aún haya organizaciones que sigan incumpliendo con la normativa? Un correcto cumplimiento del RGPD requiere de sistemas técnicos y medidas de seguridad adecuadas. Pero solo esto no asegura un completo cumplimiento de la normativa. Hay otro elemento imprescindible al que también se debe prestar especial atención: el factor humano. Formar y desarrollar a todos los empleados que forman parte de la empresa es fundamental para concienciarles de la responsabilidad que todos tenemos para conseguir ceñirnos al RGPD. 

Aunque a veces no todo es tan fácil. Habitualmente, la formación corporativa sobre el reglamento supone un reto, ya que se suele relacionar el RGPD con multas y formación aburrida. Consecuentemente, los empleados no se toman en serio este tipo de formación. Entonces, te estarás preguntando ¿cómo podemos cambiar esto? El secreto está en convertir la formación en algo dinámico, que implique y motive al usuario. En apostar por módulos de aprendizaje eficientes, fáciles de actualizar según la normativa evolucione y al alcance de todo el mundo desde cualquier dispositivo. De este modo, toda tu organización se involucrará en su propia formación y desarrollo profesional. Tu empresa contará con la combinación de sistemas de seguridad adecuados y empleados bien formados. Y es que tal y como el refrán dice… ¡la unión hace la fuerza! Todas estas ventajas estarán al alcance de tu empresa.

 


¿Quieres empezar a diseñar aprendizaje eficiente para tu organización? Solicita aquí nuestro curso de formación RGPD, y adáptalo a tu empresa y empleados.

¡Queremos ofrecerte la mejor experiencia posible con Drillster! Por esta razón, utilizamos cookies para recoger información con el fin de mejorar nuestro sitio web y proporcionarte información más relevante. Lee más sobre nuestra política de cookies aquí.

¡Por supuesto! Mejor no